jueves, enero 21, 2021
Inicio Opinión Euro-imbéciles y el Portal de Belén

Euro-imbéciles y el Portal de Belén

No se puede poner un Belén en el Parlamento Europeo «por tratarse de una exposición de contenido religioso y porque puede resultar ofensivo». Esa es la respuesta dada a la europarlamentaria del PP Isabel Benjumea, quien se ofreció a costear de su bolsillo el Belén, tras meses de espera.

Una representación artística que recrea el nacimiento de Jesucristo es algo considerado ofensivo para los sensibles y burócratas camaradas del Euro Parlamento.

Durante las navidades de 2019, a Benjumea le llamó la atención no encontrar ningún nacimiento a pesar de «las continuas exposiciones que se hacen» de todo tipo a lo largo del año

La eurodiputada se puso en contacto hace varios meses con la oficina del Presidente del Parlamento, David Sassoli, para informarle de que quería donar un nacimiento a la institución. Después de pasado varios meses hace pocas semanas le comunicaron que la decisión recaía no en el presidente sino en los cuestores (encargados del mantenimiento de las instalaciones); y al parecer estos encontraban potencialmente ofensiva la representación del nacimiento del niño Jesús.

A estos euro-cretinos funcionarios del Parlamento europeo les resulta ofensivo recordar un hito histórico que ha marcado el carácter de Europa y del mundo entero. Les resulta una afrenta exhibir a un Niño rodeado de San José, la Virgen María, una mula y un buey, la representación del arranque de una de las tres patas de la mesa europea. Seguramente para estos burócratas campanudos los bruselenses se tiraron 276 años, casi tres siglos, erigiendo la catedral de San Miguel y Santa Gúdula, porque se aburrían.

El nacimiento de Cristo - Colección - Museo Nacional del Prado
El nacimiento de Crist, de Pantoja de la Cruz 1603 ….muy ofensivo

¿Qué hay más ofensivo que conmemorar el nacimiento de un Hombre que vino a morir por los pecados de la humanidad, a predicar el amor al prójimo y el perdón al enemigo? Tanto si eres o no cristiano o creyente, celebrar el nacimiento de alguien que cambió la Historia y cuya doctrina y filosofía permean Europa y el mundo entero, no debe ser considerado ofensivo.

Si nos ponemos exquisitamente laicos y miramos la Historia de Europa desde un prisma historicista, es imposible excluir el Cristianismo del devenir y de la génesis de lo que hoy es Europa. Tanto es así que hasta tuvimos guerras para decidir quiénes eran mejores cristianos. Los valores de libertad, el libre albedrío o la dignidad del individuo, emanan del pensamiento cristiano. Fueron los monjes cristianos, no los funcionarios euro-imbéciles, los que custodiaron y difundieron la cultura clásica grecorromana (otra de las patas de la mesa europea) durante la Edad Media. Fueron los papas, obispos, nobles, reyes, burgueses y plebeyos cristianos los que financiaron y erigieron iglesias y catedrales o los que fundaron universidades.

Europa no nace en la Revolución Francesa o de la Ilustración como quieren hacernos creer, como si antes de estos dos hechos no hubiera nada. El embrión de Europa es la Grecia Clásica y es Roma quien crea una estructura administrativa y unas redes de comercio y comunicación que permiten que tanto las mercancías como las ideas fluyan por todo el imperio. Una de esas ideas, el Cristianismo, pasó de ser perseguida durante 300 años, a ser tolerada (Edicto de Milán de 313) y finalmente convertirse en la religión oficial de Roma el 27 de febrero de 380 bajo el emperador Teodosio. ¿No está mal para un niño pobre nacido en Judea?

Ejemplos de arte potencialmente ofensivo:

Pero un nacimiento puede resultar ofensivo dicen los cuestores

Igual que China no sería China sin el confucionismo o Arabia Saudita no sería ese reino de tolerancia legendario sin Mahoma y su religión de «la Paz», tampoco Europa sería Europa sin ese niño Jesús que vino a decirnos que somos seres divinos: hijos de Dios.

Un enfoque islámico o confuciano no casan con el concepto de democracia occidental como la conocemos. El enfoque cristiano de que todos somos hijos de Dios, de estirpe divina, casa perfectamente con conceptos como igualdad de derechos, sufragio universal y libertades individuales. En el Islam por ejemplo Allah no tiene hijos sino esclavos y el mundo se divide en dos mitades. Geográficamente el Islam divide el mundo en dos: está Dar El Islam, la Casa del Islam, y Dar el Harb,la Casa de la Guerra. Desde un punto de vista antropológico mientras en el cristianismo todos somos hijos de Dios, en el Islam se establece una clara diferencia entre creyentes e infieles siendo los infieles inferiores en todos los órdenes (moral y legal), y dentro de cada grupo las mujeres equivalen a medio hombre. En un contexto confuciano el xiao (piedad filial) antepone el entorno familiar y la autoridad al individuo. En la tradición china confuciana y taoísta, se enfatiza el poder del individuo desde dentro del contexto de conexión y unidad (o armonía) de uno con las autoridades externas del poder. En definitiva el valor de alguien no lo es por ser ese alguien sino por estar dentro del grupo; se trata de una visión de hormiguero o colmena donde el todo está por encima del individuo. Las cosmovisiones islámica y confuciana no son compatibles con nuestro concepto de democracia.

El comunismo puede medrar mucho mejor en sociedades confucianas donde la famosa resiliencia que ahora se nos exige ya viene imbuida en la población desde hace milenios. En el Islam arraigan mejor dictaduras personales de corte califal.

Tienen razón los melindrosos funcionarios en que hay quienes se ofenden por lo que representa el Nacimiento del niño Dios. A unos les ofende porque según su fe el papel de Jesucristo es el de romper las cruces, matar los cerdos y acabar con los cristianos en el fin de los tiempos (si alguien no se lo cree que lo busque o me escriba en la sección de comentarios), hablamos de los mismos a los que les ofende ver una caricatura de Mahoma; a otros les ofende porque todo lo que no sea fidelidad al partido, todo lo que dé trascendencia al ser humano, tomado de uno en uno, atenta contra la autoridad y los designios que los líderes, que ya saben mejor, tienen para nosotros; y a otros les ofende tener que admitir que son quienes son y están donde están en gran parte por el nacimiento de ese niño.

¡Jódanse todos ellos!

El Portal de Belén puede resultar ofensivo dicen los burócratas y por tanto no lo ponen. La respuesta debe ser muy clara:

Si a alguien le ofende la representación iconográfica del inicio de la Era Cristiana y lo que ello representa, JÓDASE ESE ALGUIEN, márchese de Europa o mire para otro lado. No vamos a renegar de nuestras tradiciones ni de nuestros orígenes para tener contentos a los que quieren esclavizarnos; idos a la mierda.

Mientras unos evitan colocar el Belén en Bruselas, su Marxista Santidad el Papa Francisco, el apologeta del terrorismo islámico, pone un belén posmoderno donde no falta ni un astronauta. No me ofende, pero viniendo de Jorge Mario tampoco me extraña

Un astronauta se cuela en el Portal de Belén postmoderno de la plaza de San  Pedro del Vaticano
Figuras del belén del Vaticano 2020

Astronauta
El pastorcito astronauta del belén 2020

Pedro Trolero Sánchez "Hemos derrotado al virus"

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Zapatero "ministro" de Asuntos Exteriores del dictador Maduro

- Advertisment -

Más noticias

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Ir a la barra de herramientas